Muchos negocios, sobre todo cuando tienen poco tiempo de operación o son pequeños, buscan vender sus productos o servicios a la mayor cantidad posible de personas. Ante la presión por generar ingresos, dirigirse a un público masivo parece ser la mejor opción; sin embargo, es un hecho que hoy las empresas más exitosas son aquellas que se enfocan en nichos más específicos de mercado. Es una estrategia más inteligente, más efectiva y más rentable.

Las razones son muchas. Para empezar, y a menos de que estemos al frente de un gran corporativo, nunca habrá suficiente presupuesto para hacer marketing dirigido a una gran audiencia. De hecho, ajustar el foco en segmentos más pequeños es una buena manera de competir con las grandes compañías. Por otro lado, hoy las marcas ya no buscan hacer ventas directas, sino generar mensajes que las ayuden a acercarse a sus audiencias, tener un diálogo más íntimo con ellas y generar una comunidad.

Foco para crecer

Optar por un nicho de mercado más pequeño no significa que tienes que excluir a otros consumidores. En realidad, esta estrategia permite enfocar tu creatividad, esfuerzos y presupuesto en ese segmento que tendrá un mayor impacto en los resultados del negocio. Y que lo van a hacer crecer.

Tomemos un ejemplo concreto. Una tienda en línea de ropa y complementos de moda podría elegir como su target a mujeres de 25 a 45 años de edad que viven en México. Pero si su red de distribución y logística todavía no es muy eficiente, podría elegir solo a aquellas consumidoras que vivan en la Ciudad de México. Incluso, si vende marcas de diseño muy vanguardista, el sitio podría enfocarse en amantes de la moda, que busquen nuevas tendencias y estén dispuestas a pagar un poco más por ser las primeras en lucirlas.

¿Pero cómo redefinir nuestro nicho de mercado?

El primer paso es analizar tu base actual de clientes e identificar a aquellos que compran más. Luego hazte las siguientes preguntas: ¿qué características e intereses en común tienen esos consumidores?, ¿hay algo que necesitan y que no les estás dando?, ¿estarían dispuestos a pagar más por un producto o servicio hecho “a su medida”?.

Esto es sólo el inicio, ya que hay mucho más que puedes hacer para segmentar tu nicho de mercado. Hablaremos de esto en un próximo artículo, ¡no te lo pierdas!

Síguenos en Facebook

Quizá también te interese…

Contenido relacionado:

Contenido recomendado: