George Elton Mayo fue un sociólogo y psicólogo industrial especializado en las relaciones humanas dentro de las organizaciones laborales. Su trabajo de investigación más destacado se enfoca en los cambios que sufre la producción en relación con las condiciones laborales de los trabajadores. Este teórico australiano demostró que no existe interés por parte de los trabajadores para colaborar en un proyecto, si no tienen suficiente atención, lo que sin duda afecta directamente a los objetivos y metas de las empresas.

Entender en la actualidad los estudios de Mayo no es demasiado complicado, ya que está demostrado que simples mejoras en la vida laboral de los empleados, tiene un efecto positivo en su productividad. Un ejemplo de ello lo encontramos en el proyeto que Mayo dirigió en una fábrica de textiles, que tenía una rotación anual aproximada del 250%. Al realizar cambios administrativos, como brindar un periodo de descanso y dejar en manos de los trabajadores el tiempo que funcionarían las máquinas, la efectividad de los empleados mejoró, con un incremente de la productividad y la disminución de la rotación.

Como dueños de un negocio, es importante considerar este tipo de estudios, principalmente porque permiten optimizar recursos y gastos, por ejemplo, existen muchas compañías que dan libertad de horario a sus trabajadores o dan diversos incentivos a cambio de metas fijas con muy buenos resultados.

Dentro de las conclusiones más relevantes que podemos aplicar de las teorías de Elton Mayo podemos enumerar:

  • Los trabajadores responden según sus emociones y sentimientos.
  • Las personas se estandarizan, según su relación con su actividad laboral.
  • El reconocimiento, la seguridad y el sentido de pertenencia son claves en la determinación de un trabajador, así como de su productividad.
  • Si existen cambios radicales en la estructura social de la compañía, se articulan constantemente en su organización social.
  • La colaboración de un grupo de trabajo no se da automáticamente, es algo que se debe planificar y desarrollar.

Ante estos puntos podemos observar que si aplicamos mejoras en la jornada laboral y realizamos esfuerzos para crear un sentimiento de pertenencia entre nuestros colaboradores, podemos generar un cambio positivo en la actividad laboral y por supuesto, en la productividad.

Síguenos en Facebook

Quizá también te interese…

Contenido relacionado:

Contenido recomendado: