La automatización llegó al marketing para quedarse. Para comprobarlo, solo tenemos que utilizar alguna de las plataformas disponibles para hacer campañas de email marketing, como MailChimp o Sendinblue, que por ejemplo permiten utilizar plantillas prediseñadas, programar envíos y actualizar bases de datos. Lo mismo sucede con los softwares de facturación y administración empresarial: una vez que comprobamos sus ventajas, ya no podemos trabajar sin ellos.

El problema con la automatización en el marketing es que parece incompatible con un concepto fundamental en la relación actual entre marcas y clientes: la personalización. ¿Cómo uniformar procesos y “soltar el control” cuando los expertos hablan todo el tiempo de generar conversaciones con segmentos más pequeños de mercado y de ofrecer experiencias únicas?

La realidad es que la automatización no hace que una marca se vuelva más fría e impersonal, todo lo contrario. Cuando este proceso se combina con el “toque humano”, puede potenciar la conexión con las audiencias desde las primeras interacciones. Y aquí te compartimos cinco pasos para lograrlo.

Paso #1. Arma tu propia base de datos

No caigas en la tentación de comprar listas de contactos a terceros. Además de que la calidad de los datos suele ser mala (principalmente por la falta de actualización), esta práctica está penalizada por las plataformas de marketing automation y pueden terminar bloqueando tu cuenta. Trabaja desde el principio en una estrategia de largo plazo que te permita recolectar contactos valiosos, que estén potencialmente interesados en tu propuesta de valor y con los que puedas mantener una conversación en el tiempo.

Paso #2. Segmenta los leads con regalos

Uno de los activos más valiosos que puede tener un estratega de marketing es una base de datos segmentada no solo por la edad o la ubicación de los contactos, sino por sus necesidades por resolver o sus intereses. Para identificar a esos leads y lograr que te compartan su información, lo que más funciona son los llamados freebies, como por ejemplo un eBook que se puede descargar de manera gratuita a cambio de un email, o la suscripción a un newsletter con información útil y relevante.

Paso #3. Aprovecha las herramientas más sencillas de personalización

La mayoría de los emails que nos llegan de manera automatizada suelen tener solo un detalle que nos hace pensar que fueron pensados para nosotros: nuestro nombre. Así que no dejes de tener en cuenta una de las principales ventajas de las plataformas de marketing automation para, por ejemplo, definir el color de la plantilla según el sexo del contacto, enviar saludos de cumpleaños, o sugerencias de otros productos o servicios según el historial de compras del cliente.

Paso #4. No te olvides del marketing estacional

Un gran ejemplo de cómo la automatización puede combinarse con la personalización para obtener mejores resultados es tomar en cuenta la época del año en la que estamos y qué fechas especiales se aproximan. Por ejemplo, si estás generando el contenido de tus redes sociales para el último trimestre del año, puedes incluir frases relacionadas con la la llegada del otoño o anuncios sobre promociones para las próximas fiestas de fin de año (conectados con sus valores asociados, como la familia, la tradición y el renacer).

Paso #5. Orienta a los clientes a través de la página Web

Por ultimo, evita un error muy común en las campañas automatizadas de marketing: incluir solo el link de la página principal de tu sitio en Internet. Define cuáles son las páginas en las que deberían caer los leads de acuerdo a sus necesidades e intereses específicos, y genera un viaje personalizado alrededor de tu propuesta de valor para cada segmento de mercado que hayas identificado. Asegúrate de que se sientan atraídos por las imágenes y el contenido y, sobre todo, de que encuentren las respuestas que necesitan.

 

Para más información que te ayude a hacer crecer tu negocio, ¡síguenos en Facebook!

Quizá también te interese…

Contenido relacionado:

Contenido recomendado: