A 11 años de su lanzamiento en el mercado, WhatsApp es una de las aplicaciones que más se usa en todo el mundo. Y México no es la excepción: ya cuenta con más de 77 millones de usuarios, es decir, el 60% de la población total del país.

Esta app de mensajería instantánea se ha posicionado rápidamente porque permite realizar comunicaciones rápidas y efectivas, y esto es resulta especialmente útil para los negocios. Con WhatsApp, un restaurante puede compartir su promoción del día y recibir pedidos. Una tienda de ropa puede confirmar si ya llegó la nueva colección de accesorios o inició su temporada de ofertas. Y un proveedor puede informar a sus clientes que ya se realizaron los envíos de la semana.

Como toda herramienta, necesita ser utilizada según algunas reglas. Y uno de los errores más comunes es adoptarla para hacer envíos masivos de publicidad, sin segmentar las listas de contactos y sin ningún tipo de criterio. Este punto es especialmente importante en estos momentos, cuando recibimos tantos mensajes a través del celular y sufrimos un exceso de información.

¿Cuáles son entonces los pasos que debes seguir para sumar WhatsApp a tu campaña de marketing? Aquí te lo contamos.

Paso #1. Define el objetivo de la campaña

Un mensaje por WhatsApp tiene que ofrecer valor al cliente. Y no repetir, por ejemplo, lo mismo que se comunicó por mail o a través de un banner en la página de Internet. ¿Para qué se puede usar entonces? Por ejemplo, para enviar alertas al instante cuando se lanza una oferta especial, dar seguimiento a un pedido, o brindar asistencia telefónica en caso de algún problema con un producto o servicio.

Paso #2. Segmenta la lista de contactos

Luego, tienes que dividir todos tus contactos según el valor concreto que les puedas ofrecer, es decir, según sus necesidades e intereses. Por ejemplo, si tienes un negocio de artículos de limpieza, puedes segmentar la lista entre clientes particulares, dueños de hoteles, de negocios gastronómicos, de tiendas minoristas, etc. Solo así vas a lograr que tus mensajes lleguen al público adecuado, y obtener una respuesta.

Paso #3. Desarrolla el mensaje

¿Qué tienes para decirle a tu público? ¿Cómo vas a comunicar tu oferta para que resulte clara, atractiva e invite a la acción? (es decir, a la compra). Para aumentar el impacto del mensaje, no te limites a usar texto: incorpora fotografías, videos y audio. Eso va a ayuda a demás a que tus clientes compartan la propuesta comercial con otras personas y se viralice.

Paso #4. Obtiene el consentimiento de tus clientes

Esto solo puede lograrse a través de la función “opt-in”, y por otros canales como un correo electrónico, un mensaje SMS o un formulario a través de la página Web (como si se tratara de la suscripción a un newsletter). Para lograr el permiso, el cliente tiene que proporcionar su número de teléfono y marcar una casilla de “Aceptar”. Aunque puedes enviar mensajes sin cumplir con este paso, recuerda que pueden terminar calificados como Spam. Y que el uso de WhatsApp está regulado por las leyes de protección de datos personales.

Paso #5. Haz los envíos

Por último, puedes enviar las campañas a tus diferentes listas de contactos de manera manual. O utilizar plataformas específicas que funcionan a través de Internet, como WhatsApp Marketing o MassyPhone. ¿Qué puedes hacer con ellas? Programar y automatizar los envíos, incorporar imágenes y videos, usar el chat como un verdadero call center, incorporar a más de dos personas a las conversaciones, y ahorrar tiempo y dinero.

 

Para más información que te ayude a hacer crecer tu negocio, ¡síguenos en Facebook!

Quizá también te interese…

Contenido relacionado:

Contenido recomendado: