Prepara un sistema de trabajo que sí funcione