¿Cuál es la fórmula del éxito de un negocio? Siempre se habla de una buena idea, una estrategia adecuada, creatividad, trabajo duro y un buen equipo. Pero hay un factor que a veces no tenemos tan en cuenta, y que resulta clave: los contactos.

La construcción de una red poderosa de capital social gana importancia en la llamada economía creativa, donde desaparecen los procesos de la economía industrial, lo digital gana terreno y la tecnología permite trabajar a distancia. Además, esta estrategia se vuelve imprescindible en tiempos de crisis, donde los proyectos en conjunto y las alianzas a largo plazo pueden salvar a muchos negocios de la desaparición.

Por eso, es importante que en estos momentos dediques tiempo a trabajar en una estrategia inteligente para potenciar tus redes de contacto. Y aquí te compartimos cuáles son las tres actividades más importantes que debes realizar para lograrlo.

#1 Trabaja en tu marca personal

Aún cuando no tengamos la intención de hacerlo, siempre estamos enviando un mensaje. Y eso también sucede cuando somos el dueño y la cara visible de una empresa. Así que el primer paso para construir una red poderosa de contactos es manejar nuestra imagen personal. ¿Y qué significa eso? Decirle claramente al mundo (y en especial a nuestra audiencia objetivo) quiénes somos, cuál es nuestra misión y cuáles son nuestros valores, qué hacemos, cuál es nuestra propuesta de valor, y en qué estamos dispuestos a colaborar con otras personas.

Para lograrlo, empieza por definir en un documento las características principales de tu marca personal, de tu mensaje, y de tu imagen y estilo. Esa información va a ser la base de tu estrategia.

#2 Elige tus canales de comunicación

El siguiente paso es definir cuáles van a ser las plataformas a través de las cuáles vas a proyectar tu mensaje de marca. Por ejemplo, canales digitales como las redes sociales o una columna en el sitio Web de un medio de comunicación; o físicos, como las conferencias o eventos de networking de tu sector.

Los expertos recomiendan empezar por los canales masivos pero, con el tiempo, ir enfocando la estrategia en audiencias cada vez más segmentadas. Por ejemplo, si ya tienes un buen perfil en LinkedIn, únete a grupos de discusión enfocados en tu campo de actividad, donde podrías conocer a nuevos proveedores y clientes.

#3 Haz espacio en tu agenda para los encuentros cara a cara

El mundo digital ha ampliado los límites de nuestro mundo, pero también es cierto que la construcción de relaciones auténticas y sólidas necesita que las personas compartan tiempo y espacio. Así que define cuáles son las 10 personas que más podrían ayudarte con tu emprendimiento este año, o con las que podrías iniciar algún proyecto de colaboración, y envíales un mail para tomar un café con ellas en las próximas semanas. Además, investiga cuáles son los eventos más importantes de tu sector que tendrán lugar en los próximos meses, y regístrate en los que te resulten más interesantes.

Y por último, recuerda que para construir una red de capital sólida, hace falta autenticidad, empatía y un verdadero espíritu de colaboración. Si solo buscamos nuestro beneficio, no mostramos interés en los problemas de los demás y no estamos dispuestos a ayudarlos, al final los resultados van a ser muy pobres.

 

Para más información que te ayude a hacer crecer tu negocio, ¡síguenos en Facebook!

Quizá también te interese…

Contenido relacionado:

Contenido recomendado: